El balón intragástrico como solución a la epidemia del siglo XXI

Se ha indicado recientemente que la obesidad es la epidemia del siglo XXI. Esta condición está aumentando su prevalencia en los países industrializados y se ha estimado recientemente que , en España, la prevalencia de obesidad entre personas de 25 y 64 años es el 15,5% (ICE95% 15,2-15,8%)(1). La obesidad es un importante factor de riesgo para muchas patologías, las cuales conducen a una peor calidad de vida. Morbilidad considerable y muerte prematura (2). La pérdida de peso intencional mejora muchas de las complicaciones médicas asociadas con la obesidad. Muchos de estos beneficios clínicos son evidentes después de pérdidas de peso modestas, del 5 o el 10% sobre el peso inicial. Hay también evidencia de que la pérdida de peso puede retrasar o disminuir el riesgo de desarrollar nuevas enfermedades relacionadas con la obesidad como enfermedades metabólicas, enfermedades cardiovasculares, problemas respiratorios, enfermedades digestivas, problemas osteoarticulares, trastornos psicológicos o cáncer (3).

Aunque muchas personas obesas pueden perder peso con un régimen, una bajada de peso importante y prolongado es mucho más difícil. La pérdida de peso y la subsecuente ganancia se conoce como el ciclo del peso o “la dieta yo-yo” y tiene muchas consecuencias adversas médicas y psicológicas. Las actuales herramientas terapéuticas disponibles para el manejo del peso incluyen: intervención dietética, actividad física, modificación del comportamiento, farmacoterapia, cirugía y balones intragástricos.

Tratamientos: Balón Intragástrico

https://www.facebook.com/doctorlopeznava